Se encuentra usted aquí

Descubren un exoplaneta donde llueven rubíes y zafiros

Miércoles 14 de Diciembre, 2016
Por primera vez, se han captado sistemas meteorológicos en un gigante de gas fuera de nuestro sistema solar, de acuerdo con una nueva investigación.

Astrónomos de la Universidad de Warwick han descubierto la existencia de nubes compuestas por corindón, un mineral que forma los rubíes y los zafiros, según la revista 'Nature Astronomy' en el exoplaneta HAT-P-7b. Este planeta extrasolar se ubica a más de 1040 años luz de la Tierra y es un 40% más grande que Júpiter orbitando una estrella dos veces más grande que el Sol.

Fue descubierto en 2008 y, ahora, utilizando el satélite Kepler de la NASA, los científicos han podido estudiar la luz reflejada de su atmósfera llegando a una sorprendente conclusión

El doctor David Armstrong, del Warwick's Astrophysics Group (Reino Unido), descubrió que la atmósfera cambiaba con el tiempo. Este cambio es causado por un chorro ecuatorial con velocidades de viento dramáticamente variables, que empujan grandes cantidades de nubes a través del planeta.

Las propias nubes serían visualmente aturdidorras, probablemente hechas de corindón, el mineral que forma rubíes y zafiros, explica un comunicado.

El planeta nunca podría ser habitable, debido a sus sistemas meteorológicos violentos y temperaturas tan contrastadas. Resulta que una cara del planeta siempre se enfrenta a la estrella, porque está bloqueado, y ese lado permanece mucho más caliente que el otro - la temperatura promedio del día en HAT-P-7 es 2860 Kelvin.

El equipo de Armstrong cree que las nubes se forman en el lado frío oscuro del planeta, pero que se evaporan rápidamente en la cara tórrida iluminada.

"Estos resultados demuestran que los vientos fuertes rodean el planeta, transportando las nubes desde el lado de la noche a la parte del día. Los vientos cambian de velocidad dramáticamente, dando lugar a enormes formaciones de nubes que se acumulan y luego se disuelven. Esta es la primera detección de  clima en un planeta gigante de gas fuera del sistema solar ".

Gracias a esta investigación pionera, los astrofísicos pueden ahora comenzar a explorar cómo los sistemas meteorológicos en otros planetas fuera de nuestro sistema solar cambian con el tiempo.

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario